Exministros de Chávez ocultaron 2.000 millones de euros en Andorra

Un trabajo de investigación presentado por El País señala que un grupo de funcionarios venezolanos, casi todos en ejercicio de sus funciones durante el gobierno de Hugo Chávez, habrían realizado depósitos ilegales en cuentas de la Banca Privada d’Andorra (BPA).


Aparentemente, según la investigación levantada por la Policía de Andorra, estos funcionarios habrían cobrado al menos 2.000 millones de euros por concepto de “comisiones” para que empresas extranjeras obtuvieran adjudicaciones en Petróleos de Venezuela (Pdvsa).

El caso de corrupción incluyen, también, a familiares de los implicados.

Los pagos de los sobornos se habrían realizado entre los años 2007 y 2012 en la BPA y pretenderían haberse camuflado gracias a su circulación por al menos 37 cuentas corrientes a nombre de sociedades de Panamá.

Lea también:  Juez español dictó privativa de la libertad para Nervis Villalobos

“El dinero saltó después desde el Principado a paraísos fiscales como Suiza o Belice a través de una laberíntica arquitectura concebida para enmascarar fondos”, reseña El País al respecto.

La justificación de los millonarios ingresos fue de “honorarios por asesorías a empresas”.

Entre los funcionarios que destacan en la trama de corrupción se encuentran el ex presidente de Pdvsa, Rafael Ramírez -aunque no tiene cuenta en BPA-; los ex ministros de energía, Nervis Villalobos y Javier Alvarado; y el primo de Rafael Ramírez, Diego José Salazar.

Del mismo modo, destacan Omar Farías y Rodney Cabeza, presidente y vicepresidente de Seguros Constitución.