Así desea la controvertida familia Cabello “Feliz Navidad” a una Venezuela devastada (FOTOS)

En Venezuela hay absoluta normalidad. O al menos ese es el discurso de los altos funcionarios del régimen de Nicolás Maduro, reelecto en un dudoso proceso comicial en mayo de 2018. Aquella falsa normalidad la resume una publicación de Marleny Contreras, esposa del número dos del chavismo, Diosdado Cabello, quien a nombre de su cónyuge y sus hijos, deseó Feliz Navidad a un país devastado por una crisis que ya acumula un lustro.


Haciendo hallacas. Así desea Feliz Navidad la familia de Diosdado Cabello a un país que se encamina a su sexto año de recesión y acumula su segundo de hiperinflación, tras la debacle de la estatal Petróleos de Venezuela.

“Haciendo nuestras hallacas en familia, con unos ayudantes fabulosos, David, Daniela y Tito, hechas con sazón familiar, desde aquí deseamos lo mejor en estas navidades 2019 a todas las familias venezolanas”, escribió Marleny Contreras en su cuenta Twitter, anexando cuatro gráficas en las que un sonriente Diosdado Cabello colabora con la preparación de las hallacas, el plato típico navideño del otrora rico país caribeño, cuyos costos de elaboración son inalcanzables para la mayoría de los venezolanos, que celebran las festividades decembrinas lejos de la opulencia de otros años.

Lea también:  La reacción de Diosdado Cabello por el "avioncito" de 20 millones de dólares confiscado (VIDEO)

“En 2010, por ejemplo, todavía se podían hacer hasta 150 hallacas. Nosotros en la familia siempre nos reuníamos en casa de la abuela todos los primeros de diciembre para comenzar a hacer las hallacas y los bollitos. No era tan costoso, de hecho volvíamos a hacerlas antes de que llegara el 31 (año nuevo) para que quedaran más hasta febrero. Pero todo eso cambió, ahora de vaina hago unas 30 o 20 para cenar en casa (…) porque además ya no queda casi familia aquí en Caracas”, dijo Angélica Alfonso a la periodista Jessica Dirinot de El Cooperante.

El salario mínimo actual se ubica en 300 mil bolívares; es decir, un venezolano podrá hacer un mínimo de 50 hallacas, solo si gana al menos seis salarios integrales, lo que equivale a 1 millón 800 mil bolívares.